Logra Gobierno Municipal romería segura

También se vigilaron los panteones de los poblados, con brigadas de protección civil

•          La romería que inició el 30 de octubre se registró sin incidentes graves

Para garantizar los servicios básicos como el agua, la seguridad, la sanidad y la convivencia sana, el presidente municipal Jorge Salum del Palacio dispuso que brigadas de diversas direcciones trabajaran permanentemente durante la romería del Día de Muertos, la cual se desarrolló sin problemas.

Desde el sábado 30 de octubre, comenzó a registrarse la visita de duranguenses al principal panteón de la ciudad, el Panteón de Oriente, destacó el alcalde al realizar un recorrido por dicho cementerio la mañana de este 2 de noviembre.

Luego del homenaje a personajes ilustres de Durango, Salum del Palacio, se sumó a la tradicional romería para verificar que las condiciones fueran las adecuadas, ya que estaba prevista la llegada de alrededor de 150 mil personas al cementerio.

Por esto se coordinaron todas las dependencias, explicó el alcalde ante medios de comunicación, acompañado por regidores y directores.

En el caso de Protección Civil, su director Gustavo Paredes, reportó que revisaron todas las instalaciones gas y de electricidad en los puestos de la romería, para seguridad de los visitantes y trabajadores. Asimismo, se retiraron varios enjambres de abeja.

En este contexto, el presidente municipal destacó que también se realizaron recorridos itinerantes en el resto de los panteones, y se dispusieron brigadas en los cementerios de los poblados.

“Durante los días previos a la romería en más de 50 panteones se revisó la limpieza y seguridad”, refirió.

El agua es esencial, por ello personal de Aguas del Municipio de Durango (AMD), garantizó el suministro, para lo cual rehabilitaron cuatro hidrantes. Además, se colocaron un par de pipas de seis y siete mil litros, para que pudieran entrar al panteón.

Y es que en este cementerio se requieren 1.2 millones de litros de agua para la romería, por los miles de visitantes, puntualizó el presidente municipal, quien también recalcó que se ha puesto énfasis en las medidas sanitarias, como el uso de cubrebocas.

No obstante, la romería inició el sábado pasado, por lo que empleados municipales comenzaron con los trabajos necesarios desde hace 15 días, reconoció el edil.

Por ejemplo, el área de Servicios Públicos, extrajo los residuos de poda y de basura, con dos equipos conformados por 50 personas cada uno, los cuales trabajaron en dos turnos.

Al respecto Gabriel Mendoza, director de Servicios Públicos, previó que la romería dejó alrededor de 400 toneladas de basura.

Pero, la celebración del Día de Muertos, es más que una tradición, ya que significa una fuente de ingresos para muchas familias, por lo que el Gobierno Municipal consiente de esto, autorizó permisos para los comerciantes.

De acuerdo con datos de Cesar Rosales, director de Inspectores, se aprobó el 75 por ciento de los permisos que normalmente se contemplaban, ya que es necesario no olvidar las medidas sanitarias.

“Aunque también sabemos que las familias necesitan reactivar su economía tras los efectos de la pandemia”, admitió el presidente municipal, quien garantizó que los trabajos y acciones para continuar la celebración por el Día de Muertos serán permanentes, para que los duranguenses disfruten con seguridad y en sana convivencia, de nuestras tradiciones tal como en la romería.