Sociedad civil se suma a Juntos por la Niñez

  • Sectores empresariales, organizaciones sociales y funcionarios de gobierno apadrinan a infantes retirados del trabajo de calle. 

 

 

Como parte de las actividades de la temporada decembrina que ejecuta DIF Municipal, se llevó a cabo el convivio navideño y la entrega de las becas a los beneficiarios del Programa Juntos por la Niñez, mismo que apoya de forma económica y alimentaria a niñas y niños rescatados del trabajo urbano marginal en Durango capital.

La Presidenta del DIF Municipal, Gloria Martínez Castañola, destacó que con base a la intención de sumar a la sociedad civil, sector empresarial y a funcionarios públicos en esta dinámica de apoyo integral para cada uno de los beneficiarios, esta entrega de becas fue la primera en la administración donde se contó con madrinas y padrinos que aceptaron participar como benefactores hacia el desarrollo de estos infantes.

Durante este convivio navideño, en el que los menores pidieron posada, jugaron y convivieron con sus padrinos, la presidenta asistencial capitalina y la directora del DIF Municipal, Sandra Corral Quiroga, entregaron juguetes, aguinaldos y cobijas.

En Durango el fenómeno del trabajo infantil urbano marginal es un fenómeno social que duró años arraigado en Durango y del cual estos jóvenes formaron parte en algún momento de su vida al asegurar que afortunadamente se ha logrado disminuir en un gran porcentaje, y los integrantes de Juntos por la Niñez son la prueba de que es posible alcanzar sueños y cumplir metas.

Se convocó a este grupo de personas para que juntos, la sociedad duranguense y el gobierno capitalino, se logre trabajar de la mano y erradicar el fenómeno del trabajo infantil, otorgándoles más y mejores oportunidades de desarrollo personal, familiar y social.

El regidor Francisco Javier González Martínez, presidente de la Comisión de Atención a la Niñez y Grupos Vulnerables, agradeció a las personas que han decidido tomar esta responsabilidad de ser padrino, “un padrino colaboramos y ayudamos para que un niño o una niña pueda mejorar sus condiciones de vida; es una gran labor y una gran responsabilidad la que asumimos cada uno de nosotros”, puntualizó.

“Hoy tengo a mi mamá y a mi familia haciendo una cena navideña para poder disfrutar esta fecha como cualquier niño que no trabaja en la calle”, comentó el menor Ariel Eduardo García Velázquez, uno de los beneficiados de este programa.

Por último, Martínez Castañola agradeció de forma muy especial la gran participación de la sociedad civil, sectores empresariales, organizaciones sociales y funcionarios de gobierno, quienes se han sumado a esta gran causa del DIF Municipal como padrinos y madrinas en favor no sólo de las familias beneficiadas, sino también, del futuro de Durango al apoyar a estos niños y jóvenes.

 

Deja un comentario